Apagar o no la calefacción para ahorrar

 ¿Apagar o no la calefacción al salir de casa?

Uno de los debates que suelen estar muy presentes relacionados con la calefacción, más ahora en los meses fríos, es si debemos apagarla cuando no estamos en casa o mejor dejarla encendida. Muchas teorías aseguran que es mejor dejarla siempre conectada, ya que si se enfría la casa y se enciende, el consumo de pasar de 15ºC, por ejemplo, a 20-21ºC, gasta más energía que haberla dejado puesta.

Acabando con el mito

Nos hemos puesto a consultar diferentes fuentes y hemos llegado a la conclusión de que conviene más, en casi todos los casos, apagar la calefacción cuando estemos fuera de casa. En la Web nergiza.com sacan un informe detallado poniendo un supuesto de una persona que sale de casa unas horas para ir al trabajo, con una calefacción que tiene unas pérdidas de 700W por hora y que le cuesta calentar la casa 1427Wh.

Haciendo un cálculo de dejar las 24 horas del día la calefacción, el montante es de 16.800Wh, mientras que si se enciende únicamente durante 12 horas que esté la persona en su casa, consumiría 9.827Wh. Es por ello que la diferencia es bastante considerable.

En otra Web nos explican que la vivienda siempre tendrá pérdidas de calor a través de sus muros o ventanas, por lo que necesitará de energía para mantener el calor. Esto es evidente. La cuestión es si esa energía compensa la diferencia de calentar partiendo de cero. Nuevamente nos encontramos con que el gasto es menor si apagamos la calefacción por las noches o en horario que no estemos en casa.

Al final dependerá del tiempo

Ahora bien, teniendo en cuenta todo lo anterior, al final el verdadero ahorro dependerá de cada caso. Por ejemplo una persona que esté toda la mañana en casa, coma y se vaya a trabajar y vuelva para cenar pasando 6-8 horas fuera… En este caso lo mejor es apagar la calefacción, como hemos visto, y volver a encenderla a la llegada.

Si por el contrario vamos a salir un momento puntual de casa, media hora o algo más, para ir a comprar algo, por ejemplo, no merece la pena apagar la calefacción, pues en este caso el volver a encenderla, aunque mantenga gran parte del calor, sí consumiría más que el ahorro por haberla apagado un rato.

Tener presente cuándo estamos en casa

Así pues, el consejo para ahorrar energía con la calefacción es usarla teniendo siempre presente el tiempo que pasemos en casa. Si vamos a estar todo el día en casa pero salimos por la tarde un momento, conviene dejarla encendida. Si vamos a salir varias horas, lo mejor es apagarla.

Además, un buen método para ahorrar con la calefacción sería apagarla un rato antes de salir. Esto es así ya que una vez la desconectamos, la casa no pasa inmediatamente a estar fría, sino que mantiene un tiempo el calor. Ese tiempo se desaprovecharía si no hay nadie en casa, por lo que apagarla una media hora previa a salir de nuestra vivienda podría llevarnos a ahorrar un dinero.

En este artículo explicábamos algunos consejos para ahorrar dinero con la calefacción.



¿Quieres conocernos? Te llamamos

¿Quieres conocernos? Te llamamos

 

 

Utilizamos cookies de terceros que analizan de forma estadística el uso que se realiza de nuestra Web con la finalidad de mejorar nuestros servicios y contenidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar su configuración. Ver Política de cookies