La energía solar es la más barata

 La energía solar, por primera vez la más barata

Por primera más barata que la eólica

Según datos que han sacado en Bloomberg New Energy Finance, por primera vez el precio de la energía solar se ha convertido en el más barato del mundo y desbanca de este modo a la energía eólica que era la más económica. Cuando está a punto de finalizar el año, llega este cambio que no hace más que confirmar la tendencia respecto a la obtención de electricidad gracias al sol.

Los nuevos proyectos de obtener energía gracias al sol, estén siendo más baratos, en promedio, que los proyectos que emplean otro tipo de fuente de energía, donde entra también la eólica. En parte este hecho es el culpable de que la energía solar se haya abaratado incluso por debajo de la media eólica, ya que, aunque estos últimos también han experimentado en los últimos tiempos un menor coste de obtención, no lo ha hecho a la misma velocidad.

El jefe de análisis y políticas de BNEF, Ethan Zindler, como recoge ecoticias.com, indica que: “La inversión solar ha pasado de la nada, literalmente nada, como sucedía hace muy pocos años, a unas cantidades muy importantes de dinero”.

En definitiva, sin duda resulta una buena noticia para el consumidor que las energías renovables y limpias, en este caso la solar, disminuya su coste y pueda competir en óptimas condiciones frente a las energías tradicionales.

Desigualdad entre países ricos y emergentes

Si tomamos datos reales de 2016, la energía solar ha ganado contratos para suministrar energías en países como India a 64 dólares por megavatio (datos de enero de 2016) o en Chile por 29,10 dólares el megavatio (datos de agosto del mismo año) lo que supone la mitad de lo que le supone al país americano producir la misma energía, utilizando para ello carbón.

Sin embargo en los países ricos no ocurre del mismo modo y la energía limpia tiene más complicado su acceso. Esto es así debido a que la demanda es plana o incluso en descenso, además de que la nueva energía solar tiene una competencia muy fuerte y perfectamente instalada con plantas de gas o carbón ya existentes.

En cualquier caso, la tendencia en los países ricos y del primer mundo también está apuntando a un proceso en el que las energías limpias, la sola en particular, están ganando terreno frente a las energías tradicionales. 



¿Quieres conocernos? Te llamamos

¿Quieres conocernos? Te llamamos

 

 

Utilizamos cookies de terceros que analizan de forma estadística el uso que se realiza de nuestra Web con la finalidad de mejorar nuestros servicios y contenidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar su configuración. Ver Política de cookies