Tarifas precio de coste ¿Qué son?

Seguramente habréis oído hablar de las tarifas indexadas o a precio de coste en la electricidad. En Gana Energía nos parece que sin duda son una de las mejores maneras de ahorrar al final de un periodo relativamente largo como puede ser un año.

La tarifa a precio de coste que tenemos en Gana Energía consiste simplemente en cobrar la energía al precio que cuesta realmente producirla. Es el precio que por ejemplo un agricultor vende sus naranjas, un ganadero la leche etc.. Simplemente se cobra el precio que los productores de energía cobran por la energía más los peajes regulados por el gobierno que la ley nos obliga, sin ningún margen comercial.

La energía cada día en el mercado mayorista, en la "lonja" de la energía, al igual que ocurre con el pescado o la fruta, se vende en una subasta, que hace que la oferta y la demanda se pongan de acuerdo y se fija el precio. Este proceso es necesario hacerlo todos los días y para todas las horas ya que por desgracia la energía eléctrica, de momento, no es factible almacenarla en grandes cantidades.

La pregunta a continuación es la siguiente ¿Qué ganamos nosotros entonces ofreciendo unos precios que son los de coste?, pues es sencillo, nosotros cobramos una pequeñísima cantidad por la gestión de estas operaciones, por comprar la energía y facturarla a los clientes que es de 0,1166€ cada día que hacemos esta tarea. El cliente al final tiene la seguridad que compra la energía exactamente al precio de producción, y además exactamente al precio que la compran todas las comercializadoras en España, ya sean grandes o pequeñas, ya sea Iberdrola o Gana Energía. El precio es el mismo y es imposible que sea más bajo.

 

¿Cuáles son los inconvenientes de esta tarifa? Como hemos comentado antes, en general, en periodos largos es la forma más segura de pagar el menor precio en la factura de la luz. Sí que es cierto que no nos protege contra una subida del precio de la energía inesperada por ejemplo, cuando las renovables apenas aportan al sistema porque no hace sol o no sopla el viento. Ahí, si el precio de producción sube, nuestra tarifa también aunque estos eventos al cabo del año son muy puntuales y de muy poca duración. Los precios de la generación a largo plazo suelen ser bastante estables.

Con un precio fijo por cada Kwh la comercializadora corre con los riesgos de las variaciones del mismo y por eso generalmente fija un precio que en el que acaba teniendo un beneficio superior a los 0,1166€ diarios que nosotros cobramos en esa tarifa. Al fin y al cabo hay que cubrirse por el riesgo de fluctuación de los precios. Nosotros en Gana Energía creemos que al cabo de un año, la tarifa al precio de coste que tenemos es la forma más eficiente de ahorro pero también es cierto que hay gente que prefiere tener un precio fijo para cada kwh y dejarse de "rollos". Por eso nuestra tarifa de precio fijo se llama "Sin rollos".

Una forma de entender la diferencia entre una y otra tarifa la podemos ver en el tema de las hipotecas. La mayoría se venden a precio variable, euribor + un diferencial, pero también hay gente que prefiere pagar un precio fijo y saber que va a tener siempre la misma cuota mensual. El concepto es igual en el mercado de la electricidad. Yo a cambio de tener un precio fijo en mi hipoteca, es casi seguro, salvo casos excepcionales, que voy a pagar más interés que a precio variable porque el banco ya se encargará de cubrirse con un tipo de interés que tenga margen suficiente para cubrir esos eventos inesperados.

¿Quieres probar nuestra tarifa a precio de coste?

Contáctanos lo antes posible y te ayudamos gratis en todo el proceso.



¿Quieres conocernos? Te llamamos

¿Quieres conocernos? Te llamamos

 

 

Utilizamos cookies de terceros que analizan de forma estadística el uso que se realiza de nuestra Web con la finalidad de mejorar nuestros servicios y contenidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar su configuración. Ver Política de cookies