¿Cómo pueden los autónomos desgravar la factura de la luz?

Las facturas pueden llegar a ser un verdadero quebradero de cabeza para los autónomos, que tienen que lidiar con los gastos derivados de su actividad profesional día tras día. Gana Energía es la eléctrica de los autónomos, ya que colaboramos estrechamente con ellos mediante nuestro acuerdo con la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) para que puedan beneficiarse de nuestra amplia oferta de tarifas de luz baratas para autónomos.

La deducción de gastos es un asunto que está muy presente en la gestión fiscal de cualquier negocio y si tú eres autónomo, quizás en alguna ocasión te haya generado dudas. La factura de suministros supone una carga más para el trabajador por cuenta propia que lo hace desde casa. La luz, el teléfono o el agua forman parte de estos suministros, que hasta hace poco tenían difícil a la hora de reducir los gastos efectos a su actividad. A continuación, te contamos cuáles son los requisitos para poder desgravar la luz como autónomo y cuáles son los gastos deducibles de la vivienda:

New call-to-action

Requisitos para desgravar la luz como autónomo

  • Estar dado de alta en el régimen de autónomos.
  • Ejercer la actividad principal registrada como autónomo en tu residencia habitual.
  • Especificar a la administración el porcentaje de tu vivienda que destinas a tu actividad profesional.
  • Tener contadores independientes para separar tu actividad profesional de la privada.
  • Informar de cuántos días trabajas en tu domicilio y el número de horas.

En Gana Energía te recomendamos acudir a un profesional cualificado que te ayude a obtener los porcentajes que debes facilitar a la administración para evitar posibles errores, ya que estos datos pueden ser sometidos a alguna inspección.

¿Cuáles son los gastos deducibles para autónomos?

El primer paso es especificar si la vivienda es comprada o alquilada, ya que en función de ello se pueden deducir unos gastos u otros. Es más fácil si se trata de una propiedad, porque se pueden deducir todos los gastos derivados de la titularidad de la vivienda, como el seguro, la comunidad de propietarios, etc. Aún así la deducción no es total, solo se puede desgravar la proporción a la parte de la vivienda destinada a la actividad profesional en relación con la superficie total del domicilio.

Sin embargo, si la vivienda es de alquiler podrás deducir la cantidad que pagas por el alquiler, en proporción a la superficie que ocupa tu actividad económica. ¿Cómo saber este porcentaje? Muy fácil, debes tener dos contadores diferenciados para deducir los gastos de tu vivienda de alquiler, puesto que el alquiler profesional tiene que tener el IVA. Es decir, necesitas un contrato con el IVA para la superficie destinada a tu actividad económica.

¿Cómo notificar ante Hacienda que la vivienda es tu lugar de trabajo?

Toda actividad profesional que se desarrolla en una vivienda, ya sea de alquiler o no, tiene que comunicarse a Hacienda. Lo primero que hay que hacer al iniciar la actividad profesional y rellenar el modelo 036 de alta en autónomos, es especificar el grado de afectación de la vivienda que se dedica al negocio. ¿Qué cantidad puede desgravar un autónomo de los gastos de su vivienda? Podrá deducir de los suministros de agua, luz o incluso internet el resultado de aplicar un 30% a la proporción de superficie destinada a la actividad profesional respecto al total de la vivienda.

En tu caso, como autónomo, para que puedas deducirte la parte de luz de tu negocio tienes que pedirle a tu gestor que firme qué porcentaje pertenece a tu negocio y cuál a tu hogar. Cuando tengas este documento, tendrás que entrar en tu cuenta de cliente y dividir la factura de tu hogar en dos: una con el porcentaje que ya te ha confirmado el gestor y otra con el resto.

Pongamos un ejemplo para entenderlo mejor

María es psicóloga y pasa consulta desde su casa, una vivienda de 98 metros cuadrados pero ella destina 20 metros de una habitación a su propio negocio como especificó a Hacienda en el momento de alta.

Las facturas de los suministros en estos últimos meses ascienden a 300 euros pero ella podrá deducirse el 30% del resultado que da al multiplicar esa cuantía por la proporción destinada a su actividad.

300 euros x 20% de vivienda afectada = 60 euros x 30% de deducción= 18 euros x 4 grupos de meses= 72 euros

Esta medida puede suponer para ti un soplo de aire fresco ya que podrás deducirte el gasto de la luz derivado de tu actividad en tu hogar. En Gana Energía oferte la mayor sencillez en el control y eficiencia de tu consumo energético es nuestra prioridad.