Maxímetro e ICP

 

 

El ICP o Interruptor de Control de Potencia es un dispositivo cuya finalidad consiste en controlar el uso de la potencia en el punto de suministro con el objetivo de que no se supere la potencia contratada.

 

¿Cómo actúa el ICP?

 

Cuando los aparatos eléctricos del suministro demandan más potencia de la contratada se suspende automáticamente el suministro hasta que apaguemos alguno de los aparatos que estamos usando que más potencia consuma y volvamos a subir el interruptor.

 

¿Cómo funciona el ICP en el nuevo contador?

 

El nuevo contador ya lleva integrado el ICP, es decir, el interruptor que teníamos en el domicilio queda anulado y ahora es el propio contador el que hace las funciones del mismo. Para rearmarlo en caso de que salte el ICP, solamente hay que apagar alguno de los electrodomésticos que más potencia consuma y reiniciar el magnetotérmico (bajar todos los automáticos del cuadro de luces, esperar entre 5 y 10 segundos y volver a subirlos).

 

Se han dado numerosos casos de muchos usuarios que no tenían el antiguo ICP instalado en el domicilio y al instalarle el nuevo contador, sufren constantes cortes de suministro. Esto se debe principalmente a que tienen menos potencia contratada de la que realmente necesitan y habría que subirla.

 

Cuando salta muchas veces la luz y ya no sirve con bajar y subir el automático, es el propio contador el que se bloquea y habría que acceder al mismo (dar al botón amarillo en la parte superior derecha) para rearmarlo manualmente. Recomendamos entonces ajustar la potencia para evitar futuras molestias y averías.

 

¿Qué es el maxímetro?

 

El “Maxímetro”, un dispositivo que sustituye al ICP y que hoy en día ya va integrado en los nuevos contadores.

La función básica del maxímetro es evitar que salte la luz si por el motivo que sea, en un momento dado utilizamos más potencia de la que tenemos contratada. En un domicilio particular es extraño tener maxímetro, pero sí es común en comunidades de vecinos (2.0 y 2.1) y grandes empresas (3.0).

Aunque no salte la luz, la potencia tampoco es infinita; en un 2.0 (hasta 10kW de potencia contratada) si nuestro suministro demanda más de 10kW, saltará la luz de igual modo, aún con maxímetro.

 

¿Cómo se factura la potencia contratada con el maxímetro?

 

  • 1- Si se utiliza menos de la potencia contratada; desde 0% hasta 85% se factura el 85%.
  • 2- Si se utiliza entre el 85% y el 105% de la potencia contratada, se facturará lo que se haya usado.
  • 3- Si la potencia utilizada se pasa del 105%, se abona el doble de la diferencia entre el 105% y lo utilizado. Ejemplo: tenemos 15kW de potencia contratada, pero hemos utilizado 17kW. El 105% de 15kW es 15,75kW. Hasta 15,75kW se factura normal. De 15,75kW a 17kW la diferencia es de 1,25kW, que se multiplica por 2 = 2,5kW y lo sumamos a los 15,75kW = 18,25kW a facturar.

 



¿Quieres conocernos? Te llamamos

¿Quieres conocernos? Te llamamos

 

 

Utilizamos cookies de terceros que analizan de forma estadística el uso que se realiza de nuestra Web con la finalidad de mejorar nuestros servicios y contenidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar su configuración. Ver Política de cookies